Los puntapiés que dieron punto final a la amistad de Juan Gabriel con Rocío Dúrcal

Volvieron a relucir después de tanto.
sábado, 3 de octubre de 2020 · 21:41

Durante sus casi cinco décadas de trayectoria, Juan Gabriel logró forjar enlaces con diferentes artistas del medio que luego trascendieron a grandes amistades, y una de esas que surgió fue con Rocío Dúrcal.

Como es de recordar, “El Divo de Juárez” conoció a la cantante española durante los años 70 cuando esta llegó a México en pleno auge de su popularidad. A partir de entonces, realizaron diversas colaboraciones musicales que se volvieron un éxito entre el público y permitieron que su relación como compañeros se hiciera más estrecha.

La relación de Juan Gabriel y Rocío Dúrcal trascendió lo profesional.

De hecho, gracias a la solidez de esta unión debutaron siete emblemáticos álbumes, se realizaron incontables presentaciones que fueron laureadas por millones de personas y además el intérprete de “Querida” le permitió a Dúrcal hacerse con temas suyos como “Costumbres”, “Amor eterno” y “Déjame vivir”.

Sin embargo, a pesar de todos los sentimientos involucrados en esta popular alianza, se suscitaron varios motivos que todavía no están del todo aclarados pero que, sin duda alguna, terminaron poniéndole punto final.

Hay varias versiones que se atribuyen el final de la amistad entre "El Divo de Juárez" y la española.

Una de las versiones señala que, después de un par de conflictos entre las disqueras que representaban a las personalidades, la madrileña dejó de cantar las melodías del “Ídolo de multitudes” y, por ende, se fracturó el vínculo.

Mientras que otros lo atribuyen a un percance que vivió Rocío con la prensa durante las grabaciones del videoclip oficial de “La Guirnalda” en Puerto Vallarta. Al parecer, según ella, el responsable de enviar a los inoportunos reporteros al lugar fue el compositor nacido en Michoacán.

El concierto que hizo el cantante por el fallecimiento de la artista no fue bien visto por la familia de ella.

Ante este tira y encoge, ambos resultaron muy molestos, se saltaron las disculpas y evitaron hablarse mientras estuvieron vivos. Pero, el fallecimiento de la esposa de Antonio Morales en 2006 resultó un impulso para Juan Gabriel que lo llevó olvidar las rencillas y homenajearla con un emotivo concierto.

Si bien este gesto no recibió el visto bueno de la descendencia de Rocío Dúrcal, al considerarlo inoportuno tras varios años sin comunicarse, lo cierto es que, a pesar de todo, la dupla que formaron todavía sigue presente en los corazones de quienes siguieron sus talentosas voces.

Otras Noticias