La cuarentena ha sido pan comido para Robbie Williams, quien pasa el aislamiento en su mansión de Beverly Hills entre lujos y comodidades. ¡Incluso se pasea por las instalaciones con un diminuto bañador!

Así lo demostró el cantante con una publicación en su cuenta Instagram, donde tiene más de dos millones de seguidores, que están atentos a sus ocurrencias.

El intérprete de "Angels" posteó una foto en la sala de su residencia, mostrando un poco más allá de su abdomen, lo que dejó a las fanáticas atónitas. ¡Cómo puede andar en trapos menores por la casa!

Aparte, las instalaciones lucían en un estado deplorable, con objetos regados por el suelo.  El artista necesita con urgencia personal de limpieza, en medio del aislamiento. 

Recordemos que la flamante vivienda del británico está conformada por 10 habitaciones, 22 baños, un inmenso gimnasio y hasta una cancha de tenis. ¡Sorprendente!

El músico comparte el confinamiento con su esposa Ayda Field, con quien tiene cuatro hijos: Theodora, Charlton, Colette y Beau. A quienes ama con toda su alma. 

Aunque se ha mantenido un poco alejado del estrellato, el compositor había planificado un "Live en Las Vegas" que empezaría a finales de marzo, pero tuvo que ser cancelado. Cuando todo vuelva a la normalidad lo van a reprogramar.    

Más de...