Fue su deseo: El Rey Juan Carlos entregó la preciada joya familiar a otra persona

No quería que sus hermanas la tuvieran.
sábado, 3 de octubre de 2020 · 02:00

Los Borbones manejan una larga tradición que se remonta a los inicios de su dinastía, sin embargo en la época reciente el propio Rey Juan Carlos acabó con muchas de ellas, pero una de las que más llamó la atención fue su decisión de privar a sus familiares de uno derecho que le correspondía.

Las joyas de la familia tienen una estimación invaluable y con un alto significado histórico, esto lo comprendió muy bien el emérito al momento de realizar una de sus órdenes más recordadas de todo su reinado.

El Rey Juan Carlos tomó una decisión que afectó a sus hermanas.

Luego del fallecimiento de su madre, María de las Mercedes de Borbón, sus pertenencias pasaron a sus hijos pero lo que realmente todos querían era la “Rusa”.

Se trata de una tiara únicamente diseñada para la recordada Reina María Cristina y que desde entonces prevaleció en el tiempo, simplemente una verdadera obra de arte hecha por el diamantista Francisco Marzo.

La tiara de su madre no terminó en manos de sus hermanas.

El padre del Rey Felipe les compró dos tercios de la joya a las Infantas Pilar y Margarita, quienes nunca volvieron a ver la corona que le perteneció a su adorada madre.

Desde entonces pertenece a la colección de joyas de Doña Sofía, quien la estrenó en el agasajo que tuvieron con los Reyes de Noruega en 2006.

De esa manera el Rey Juan Carlos les privó a sus hermanas de algo que realmente les perteneció a ellas, sin embargo la última palabra siempre la tuvo él.

Pocos pudieron hacer las infantas, especialmente Pilar de Borbón que la llegó a usar el día de su matrimonio y en las imágenes se le puede ver muy orgullosa de utilizarla.

Otras Noticias