No se puede repetir: el incidente que demostró la verdadera cara de la Reina Letizia

La pasó muy mal.
viernes, 4 de diciembre de 2020 · 19:11

El entorno de trabajo de la Reina Letizia sabría muy bien cómo no hacer enojarla y se esmeran en cumplir con sus exigencias, sin embargo hay cosas que simplemente se escapan de las manos de cualquiera y esto, para ella, es inaceptable y no ocultará su indignación bajo ninguna circunstancia.

Muchos tildan a la Consorte de ser soberbia y, para su pesar, ha dejado más de una escena en público que respalda esta teoría sobre su personalidad, por lo que hay remontarse a una década atrás y así recordar una historia que revela su lado poco amable en una situación que no tolera.

La Reina Letizia no desea revivir ese episodio.

Según “Vanitatis”, durante las vacaciones de verano en Mallorca durante el año 2012, la esposa del todavía Príncipe Felipe experimentó su peor estadía en la región costera y su humor cambió drásticamente ya que dejó a un lado el entusiasmo veraniego por una clara irritación que casi la hace tomar una decisión inesperada.

El mencionado medio aseguró que los periodistas que cubrieron dicho viaje de la monarquía hacia el Palacio de Marivent en sus vacaciones de verano estaban más que seguros que la actual Reina de España la pasó tan mal que simplemente se quiso deshacer de esa visita tradicional en el futuro.

La presencia de los amigos del Rey Felipe que ella nunca toleró, la falta de su entorno social, las altas temperaturas, las interminables reuniones protocolares y sumado el asedio de la prensa. Esto fue lo que terminó de convertir sus vacaciones en la peor experiencia de su vida.

Cuando llegó el momento de partir a Mallorca jamás se llegó a imaginar el mal rato que tendría durante el 2010, y le habría pasado por la cabeza convencer a su marido de, simplemente, cambiar el destino de verano para el futuro.

Lo cierto es que ya ha pasado una década de esa historia y todavía la Reina Letizia sigue asistiendo junto a su familia al Palacio de Marivent cuando se impone el incesante calor.

Hay que recordar que el matrimonio real solía tomar otras vacaciones privadas que, por lo general, culminaban en el exterior tras su visita a Mallorca, pero para este año todo cambió debido a la crisis de la pandemia.

Otras Noticias